El marketing de contenidos será una de las tácticas de marketing preferidas por las empresas en 2015, por encima del SEM, el linkbuilding o los banners promocionales, por ejemplo. La información relevante y de calidad es cada vez más importante para destacar dentro del inmenso océano del Internet. Por eso, cada vez más compañías se convencen de la importancia de comprar contenido que esté a la altura de su marca y acuden a redactores freelance. ¿Qué ventajas ofrecen estos profesionales para el contenido de un blog?

Un concepto de trabajador, el freelance, que cada vez se hace más común; a pesar de los recelos de los más tradicionales

Familiarizados con el mundo online. Cualquier redactor freelance que se precie estará al tanto de las novedades en cuestión de posicionamiento y herramientas SEO, redes sociales o incluso el diseño online.

Adaptado a las nuevas tecnologías. Sobra decir que un escritor freelance de hoy en día está familiarizado con nuevas plataformas, aplicaciones o tecnologías que pueden servir de mucha ayuda en la búsqueda, organización y edición de contenidos.

Contenido de calidad. La base de toda buena estrategia de contenidos. Los textos de calidad no solo tienen que ofrecer información actual, interesante y relevante, sino que deben ser plasmados con un tono y estilo óptimos, además de respetar todas las normas lingüísticas vigentes.

– Los redactores freelance están acostumbrados a trabajar a distancia y por objetivos. Un redactor freelance solo cobrará por el trabajo efectivo realizado y no habrá que asignar un sueldo fijo a un trabajador más en plantilla.

El factor reputación. Es común que los redactores freelance participen en comunidades, conozcan a otros expertos en la materia y ofrezcan la posibilidad de que el contenido alcance una mayor difusión gracias a las redes sociales.

Cabe destacar que este tipo de marketing no termina en el contenido para blog, sino que debe comprender toda la estrategia comunicativa de la empresa, por lo que la importancia de un redactor freelance profesional es clave.

Imagen.