Dar el salto nunca fue fácil, por eso es imprescindible tener en cuenta qué cualidades deben acompañar a todo buen emprendedor. Estas 6 claves son esenciales para iniciar cualquier negocio con éxito.

Tanto en el caso de redactores freelance como diseñadores o cualquier otro ámbito profesional, estas 5 claves son esenciales para iniciar un negocio con éxito.

Pasión y visión de negocio

Es necesario apostar por una especialidad o sector que sea conocido y guste. Como norma general, y aún más al principio, todo nuevo negocio requiere un extra de dedicación, por lo que es vital que apasione. Siguiendo la célebre cita de Confucio, “Elige un trabajo que te guste y no tendrás que trabajar ni un día de tu vida”.

Un mercado complejo que exige ideas firmes

Todo emprendedor debe asegurarse de haber detectado la idea adecuada, que responda a una necesidad global o sea algo reinventado. En caso contrario, será difícil hacerse un hueco en el mercado actual, saturado de ideas, mensajes y marcas.

Organización

Ser un buen jefe no solo significa ser un líder conciliador y constructivo. También requiere organizar y atar desde los grandes a los pequeños detalles. No solo hay que ser responsable, realista y planificador con la parte financiera y económica, sino también con el ambiente y lugar de trabajo. Rodearse del mejor equipo o socio y construir una oficina -física o virtual- en la que la puntualidad, creatividad y optimismo reinen todos los días es fundamental. Establecer sistemas y rutinas redundará en una mayor productividad.

Formación continua y reciclaje

Aprovechar la era de las nuevas tecnologías para estar siempre actualizado e informado de las últimas novedades es clave. Realizar cursos de formación online, asistir a charlas y jornadas o compartir experiencias y jornadas de trabajo con otros profesionales son siempre una buena apuesta.

Autopromoción y buena reputación

En este punto, el branded content es una práctica 100 % recomendable. Partir de una buena imagen y cuidar la reputación online es fundamental para sobrevivir en el mercado actual. Es importante reservar una parte de la inversión para el marketing de contenidos: comprar contenido de calidad que cautive y cree comunidad entre el público objetivo. No solo es cuestión de tener una tienda online o una página web. De nada servirán si no van de la mano del marketing de contenidos para destacar la ventaja competitiva y ofrecer contenido para blog que responda a las necesidades de los clientes.

Fidelización

El sustento de todo negocio son sus clientes. Construir relaciones sólidas con ellos dependerá del grado de accesibilidad, honestidad, originalidad y experiencia del emprendedor.

En definitiva, emprender es una aventura en la que se puede triunfar si se experimenta con una alta dosis de compromiso y sentido común. Ver oportunidades en las pequeñas cosas, aprender de los errores y estar preparado para asumir riesgos son ingredientes fundamentales.