Diferenciar tu blog con contenido de calidad es uno de los grandes retos para un negocio digital, puesto que la exigencia del consumidor es cada vez mayor.

Actualiza el blog de tu negocio semana tras semana con contenido interesante para el público objetivo ya es de por sí difícil como para cometer errores. Uno de los más importantes es no cumplir con los requisitos básico de posicionamiento SEO. De nada te servirán esos contenidos si los consumidores no pueden acceder a tu sitio web a través de los principales buscadores. Esto suele pasar por falta de tiempo o por una mala redacción del contenido.

 

Consejos para crear contenido de calidad

Es fundamental tener en cuenta una estructura y una forma de redacción del contenido establecida, compuesta en base a los objetivos que se quieren conseguir. Vamos a compartir algunas claves que debes tener en cuenta para crear contenido de calidad que consiga generar un fuerte engagement.

 

1. Definir un objetivo
Debes tener claro desde el principio qué quieres conseguir con cada contenido que generes. Eso sí, debes ser concreto e intentar ir más allá del clásico “vender”. Por ejemplo: buscar la acción concreta del usuario, llevarlo a una página de producto, conseguir su email, buscar que se comparta, que incluyan un comentario… Teniendo claro tu objetivo te será más fácil incluir llamadas a la acción que animen al usuario a llevarlo donde queremos. Estos es fundamental y muchas veces lo pasamos por alto.

 

2. Tener una idea clara
Será la base para diferenciarse de los demás, por ello debemos aprovechar una buena idea y sacarle el máximo rendimiento. Para poder obtener esa idea, es recomendable pensar a qué público o target nos vamos a dirigir para poder saber cómo enfocar ese contenido de calidad. ¿Qué está buscando tu público objetivo? Resolver dudas, inspirarse, obtener ideas, tomar una decisión, ampliar información… Es importante no querer intentar atraer a todo el mundo, sino dirigirse a un grupo específico de personas. Así, los más interesados en el tema se convertirán en tus fieles seguidores y, estos a su vez, podrán transmitírselo a otros posibles interesados.

 

3. Estructura SEO
Es muy importante que se tenga en cuenta el posicionamiento del contenido en los buscadores para intentar aparecer en las primeras posiciones. Para ello, debemos escoger las palabras claves adecuadas, dos o tres que describan perfectamente lo que va a explicar el artículo en cuestión. Además, el contenido, debe estar estructurado con un H1 (título), uno o varios H2 (subtítulos) y H3 para enumerar listas.

 

4. Temas de actualidad
Hay que destacar los temas que inciten a la inquietud y al movimiento de share y like en redes sociales. Ante todo, debe ser fácil de leer y que enganche desde el inicio del artículo, de este modo, Google podrá interpretar que el contenido es lo suficientemente interesante como para aumentar su posición en sus resultados de búsqueda. En ese sentido, es importante dirigirse al target con un lenguaje y temática adecuados. Tanto al profesional como al usuario de a pie, le apasiona conocer las noticias más actuales de su sector o temas de interés y, si es posible, las que serán tendencia próximamente.

 

5. Escoger las palabras clave adecuadas
Estas deben ser lo suficientemente específicas para describir el tema del que se hablará en el artículo, pero que a la vez tienen que producir tráfico a la web. De nada sirve colocar palabras que nadie utilizaría en una búsqueda habitual. Es fundamental utilizar herramientas para saber cuáles son las más demandadas y las que ofrezcan más posibilidades para posicionar, como SEMrush. Es recomendable colocar estas palabras clave al principio, en el primer párrafo, y en el último párrafo y utilizar los sinónimos de la misma para no tener que repetirla varias veces a lo largo del texto. El punto es intentar escribirlas de forma natural y que no queden forzadas en el texto. Además, no debes centrarte únicamente en keywords demasiado genéricas, sino buscar palabras clave nicho o de búsquedas más específicas (longtail). De esta manera te será más fácil aparecer en los primeros resultados de búsqueda.

 

6. Un título adecuado para el contenido
Este es uno de los puntos clave y el que más se debe pesar. Después de todo, va a ser lo primero que vea el lector y lo que le anime a entrar a leerlo. No es lo mismo hablar de “Perder peso sin dieta” que de “Las 5 claves para perder peso sin el esfuerzo de hacer dieta”. El segundo titular puede resultar más atractivo y atrayente que el primero. Además, parece aportar más cercanía al lector, punto muy importante para que el mismo se sienta en conexión con el redactor y con su contenido. En esta interesante ponencia de Bruno Vázquez-Dodero encontrarás trucos muy útiles para aplicar a tus títulos y mejorar su CTR (Click Through Rate o porcentaje de clics respecto al número de impresiones)

 

7. Crear contenido con estilo propio
Existen algunas reglas básicas en Internet sobre la creación de contenido, ya que no se puede hacer copy paste directamente de una fuente. Se pueden coger ideas de otras fuentes de información y realizar un contenido personalizado, pero siempre hacerlo tuyo, dándole pinceladas con tu estilo propio. De esta forma se estará diferenciando y aportando un toque personal. Intenta facilitar la lectura al usuario colocando listas y resumiendo al máximo posible.

 

8. Utilizar imágenes de calidad en el contenido
Una imagen atractiva hace que al lector se le queden grabadas mejor las ideas que se intentan transmitir en el texto, así como infografías, vídeos  y enlaces (tanto a contenidos de nuestra web como a otras webs de referencia). Estos recursos cada vez son más utilizados debido a la fuerte demanda y los resultados positivos que producen, puesto que Google los tiene muy en cuenta a la hora de establecer su ranking de resultados de búsqueda.

 

Puede que las recomendaciones anteriores puedan parecerte sencillas u obvias, pero llevarlas a cabo requiere tiempo y recursos. Sin embargo, el complejo mundo del marketing de contenidos hace que no se pueda potenciar al máximo este tipo de trabajos por uno mismo. Por eso es fundamental confiar en plataformas profesionales y especialistas en contenido de calidad como Lowpost para mejorar los resultados y poder economizar ese tiempo y recursos.

Realmente, estos puntos requieren un valioso tiempo que no todos pueden permitirse al trabajar de forma individual.

Descubre cómo puedes automatizar la creación de contenidos con Lowpost