Cómo describir productos en un ecommerce

EcommerceEstrategia Digital | 29 de Diciembre, 2020
Publicado por Lowpost
Tiempo estimado de lectura: 3 minutos

 

Un buen contenido para un ecommerce posiciona tus productos en los buscadores y persuade al usuario para generar ventas. Tus descripciones de producto cumplirán con esa doble función si brindas información de valor sobre aquello que vendes y exaltas sus puntos fuertes.

Pero ¿cómo optimizar estas fichas comerciales para seducir a tus clientes, fidelizarlos y alcanzar mejores puestos en Google? Te desvelamos qué es lo que no puede faltar en la exposición de tu catálogo. ¿Preparado para resultar convincente y distinguirte en el mercado?

Consejos prácticos para hacer buenas descripciones de productos

Siguiendo estas buenas prácticas romperás la barrera de la desconfianza en la compra online que te separa de posibles clientes. ¡Ofréceles argumentos que faciliten la conversión!

1. Incluir datos sobre la composición

¿Tienes una tienda online de ropa? Explica claramente de qué están hechas tus prendas. A tus compradores les gustará saber si encogerán cuando las laven o si no necesitan planchado. También si son ecológicas. ¿Vendes un servicio? Informa claramente de qué es lo que incluye. ¿Tu negocio es de comida? Quienes busquen uno de tus productos necesitarán saber si es libre de gluten o se trata de una receta no apta para comensales que no toleran el picante.

2. Detallar medidas y dimensiones

Idea un espacio destacado donde se detallen estos datos, así les otorgarás una importancia prioritaria. Debes saber que se trata de una información crucial. Imagina que a un internauta le ha llamado la atención un sofá de tu catálogo. Si no incluyes las medidas, no sabrá si es adecuado para su salón. Recuerda que los usuarios buscan inmediatez, así que antes de preguntarte, acudirán a otro ecommerce donde sí se muestre el tamaño del artículo.

3. Describir las propiedades y los beneficios

Las descripciones más atrayentes generan propuestas de valor, así que explica para qué sirve, qué efectos van a conseguir quienes usen tu producto y sus ventajas. De esta forma, tus posibles compradores sabrán por qué no acudir a la competencia a por un artículo similar. Incluye datos adicionales en estos textos, como datos relacionados con la consistencia o con la textura.

4. Poner encabezados, listas y negritas

Emplea el H1 para el titular, con el nombre del artículo, y continúa con H2. Puedes utilizar esta etiqueta, por ejemplo, para las características, y nombrar cada una con un H3, sin olvidar escribir esos subtítulos con keywords relacionadas con la palabra principal. Eso sí, hazlo de manera de natural, sin forzar su inclusión para que Google no te penalice. Usar negritas y estructurar la información con viñetas también contará para el SEO.

5. Escribir para tu buyer persona

Si ya tienes identificado a tu público objetivo, conoces sus preocupaciones, sus gustos y sus necesidades. Dirígete en un lenguaje, de un modo cercano, persuádele imprimiendo alma a la ficha, más allá del contenido técnico del producto. Apela a su emoción con un enunciado en el que expliques cómo resolverá sus problemas la aspiradora que vendes. Comenzar con un «Gana tiempo sin esfuerzo con esta aspiradora autónoma…» mejor que «aspiradora automática que recoge la suciedad y el polvo de manera eficiente».

6. Utilizar sinónimos para evitar el contenido duplicado

Muchas tiendas online emplean idénticos textos para productos iguales o parecidos. ¿Cuál es el problema? Con el contenido duplicado darás un paso atrás en tu estrategia SEO. Solo has de esforzarte un poco en explicar los contenidos de otra manera (te vendrá bien emplear sinónimos o expresiones relacionadas). El tiempo que dediques a esta tarea merecerá la pena. 

7. Revisar las etiquetas ALT

Los textos alternativos de las imágenes (asegúrate de que estas sean de elevada calidad) también forman parte de las descripciones. Debes escribirlas con palabras clave mostrando lo que se percibe en cada foto para mantener la coherencia con el texto principal. Es la manera en la que les cuentas a los algoritmos de Google cómo deben clasificar esas imágenes. Si dejas vacías estas descripciones, no estarás contribuyendo a mejorar el posicionamiento orgánico de tu ecommerce.

Con estos trucos conseguirás redactar lo que quieres que transmita tu producto. Una vez terminada la descripción, has de valorar todos esos elementos que debe mostrar la ficha de ese artículo. Hablamos, por ejemplo, de botones con llamadas a la acción (añade a la cesta, compra ahora…), botones para compartir la página en redes sociales, fichas de productos relacionados para impulsar su compra o testimonios de clientes satisfechos con esa adquisición. 

En definitiva, el contenido de tu ecommerce debe responder a preguntas simples como ¿qué es el producto?, ¿de qué está hecho y de dónde procede?, ¿qué le hace diferente a sus similares?, ¿cómo se utiliza? o ¿qué problemas resuelve? Solo así conseguirás que tus usuarios hagan clic en el botón de compra y, como consecuencia, mejorar las ventas de tu tienda online de moda o de tu ecommerce B2B.

Foto de PhotoMIX Company en Pexels

Sigue lo último en marketing online

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios ofreciendo una experiencia de navegación personalizada. Si aceptas o continúas navegando, consideramos que apruebas su uso. Puedes obtener más información sobre nuestra política de cookies Política de cookies

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close