Las empresas ya están preparando sus estrategias de marketing online para el año 2014 y, por lo que parece, el protagonista principal de sus campañas seguirá siendo el marketing de contenidos. De hecho, el 80% de las firmas seguirá aplicándolo como base de sus acciones para la creación de una imagen de marca online.

Las empresas están aumentando sus inversiones destinadas a la realización de contenidos, y la verdad es que buscan hacer un trabajo a conciencia, en el que se tiene en cuenta tanto el personal como los recursos necesarios para hacer una correcta producción y distribución de contenidos. Pese a todo esto, la inversión sigue siendo mucho menor que en cualquier otro tipo de acción de marketing. De ahí, su éxito.

Los motivos para invertir en marketing de contenidos

A parte de que la creación de contenidos tiene un precio más asequible para la mayoría de empresas que otras acciones de marketing, las empresas se deciden por ella por su gran efectividad a la hora de fidelizar a los posibles clientes, sobre todo a través de la creación de una imagen de marca confiable y prestigiosa. Con todos estos puntos a su favor, no es de extrañar que la mayoría de responsables de marketing  consideren los contenidos como una parte fundamental de su estrategia.

Además, el marketing de contenidos no sólo satisface a las empresas, sino también a los clientes, que consideran que la información que les aportan los contenidos de Internet es muy superior en calidad y funcionalidad a la que pueden obtener por otras vías, como la publicidad tradicional. De hecho, los contenidos se convierten en una herramienta decisiva para llegar a materializar la decisión de compra. Es por esta doble aportación a las estrategias de marketing que la creación de contenidos se convierte en una opción más que rentable para las marcas.

Imagen